Evangelio del Día 28 de octubre del 2020

Evangelio Según San Marcos 16: 9-20

Después que Jesús hubo resucitado al amanecer del primer día de la semana, se apareció primero a María Magdalena, de la que había expulsado siete demonios. Ella fue y avisó a los que habían andado con Jesús, que estaban tristes y llorando. Estos, al oír que Jesús vivía y que ella lo había visto, no lo creyeron. Después de esto, Jesús se apareció en otra forma a dos de ellos que iban caminando hacia el campo. Estos fueron y avisaron a los demás; pero tampoco a ellos les creyeron.

Más tarde, Jesús se apareció a los once discípulos, mientras ellos estaban sentados a la mesa. Los reprendió por su falta de fe y su terquedad, ya que no creyeron a los que lo habían visto resucitado. Y les dijo: «Vayan por todo el mundo y anuncien a todos la buena noticia. El que crea y sea bautizado, obtendrá la salvación; pero el que no crea, será condenado.

Y estas señales acompañarán a los que creen: en mi nombre expulsarán demonios; hablarán nuevas lenguas;  tomarán en las manos serpientes; y si beben algo venenoso, no les hará daño; además pondrán las manos sobre los enfermos, y estos sanarán.»

Después de hablarles, el Señor Jesús fue levantado al cielo y se sentó a la derecha de Dios. Ellos salieron a anunciar el mensaje por todas partes; y el Señor los ayudaba, y confirmaba el mensaje acompañándolo con señales milagrosas.

Reflexión sobre el Evangelio del Día

Luego de que Jesús venciera la muerte y resucitara al tercer día, se le apareció a sus discípulos, pues su tiempo en la tierra ya se estaba agotando. A estos reunió y les confió el trabajo más honrado del mundo, difundir su palabra a todo el planeta, les dejó la autoridad para echar fuera demonios, sanar, orar por los enfermos y hacer milagros, a todo aquel que creyera en él sería salvo y se le bautizaría en su nombre.

Cuando Jesús fue abducido por el cielo, les dejó a alguien muy importante, al Espíritu Santo el que les acompañaría, guiaría y enseñaría en todo, los discípulos no iba a quedarse solos, tendrían a este Espíritu a su lado todo el tiempo que vendría siendo la presencia de Dios en sus vidas, sin él nada podrían hacer.

Aquí en este punto terminó el ministerio de Jesús, lo que empezó con 12 discípulos se ha extendido a través del tiempo y por todo el planeta, ahora somos millones los que creemos en Jesús, siendo la religión con más creyentes en el mundo. ¿Qué estás esperando para compartir este mensaje de salvación? ya Jesús pagó nuestro precio en la cruz, ahora solo queda nuestra parte; hablarle a todo el mundo de su legado y de su amor, para que todos podamos tener salvación y vida eterna a su lado. ¡Dios te bendiga!

Oración del Día

Gloria a Dios

Gloria a Dios en el cielo, y en la tierra paz a los hombres que ama el Señor.

Por tu inmensa gloria te alabamos, te bendecimos, te adoramos, te glorificamos,

te damos gracias, Señor Dios, Rey celestial, Dios Padre todopoderoso.

Señor, Hijo único, Jesucristo. Señor Dios, Cordero de Dios, Hijo del Padre;

tú que quitas el pecado del mundo, atiende nuestra súplica;

tú que estás sentado a la derecha del Padre, ten piedad de nosotros;

Porque solo tú eres Santo, solo tú Señor, solo tú Altísimo, Jesucristo,

con el Espíritu Santo en la gloria de Dios Padre, Amén.

Salmos 24: 1-10

Del Señor es el mundo entero,
con todo lo que en él hay,
con todo lo que en él vive.

Porque el Señor puso las bases de la tierra
y la afirmó sobre los mares y los ríos.

¿Quién puede subir al monte del Señor?
¿Quién puede permanecer en su santo templo?
El que tiene las manos y la mente
limpias de todo pecado;
el que no adora ídolos
ni hace juramentos falsos.

El Señor, su Dios y Salvador,
lo bendecirá y le hará justicia.
Así deben ser los que buscan al Señor,
los que buscan la presencia del Dios de Jacob.

¡Ábranse, puertas eternas!
¡Quédense abiertas de par en par,
y entrará el Rey de la gloria!

¿Quién es este Rey de la gloria?
¡Es el Señor, el fuerte y valiente!
¡Es el Señor, valiente en la batalla!

¡Ábranse, puertas eternas!
¡Quédense abiertas de par en par,
y entrará el Rey de la gloria!

¿Quién es este Rey de la gloria?
¡Es el Señor todopoderoso!
¡Él es el Rey de la gloria!

(Visited 6 times, 1 visits today)

Deja un comentario