Evangelio del Día 11 de agosto del 2020

Evangelio según San Lucas 12, 4-12.

Jesús dijo entonces a sus discípulos: “Les aseguro que difícilmente un rico entrará en el Reino de los Cielos. Sí, les repito, es más fácil que un camello pase por el ojo de una aguja, que un rico entre en el Reino de los Cielos”.

Los discípulos quedaron muy sorprendidos al oír esto y dijeron: “Entonces, ¿quién podrá salvarse?”. Jesús, fijando en ellos su mirada, les dijo: “Para los hombres esto es imposible, pero para Dios todo es posible”.

Pedro, tomando la palabra, dijo: Tú sabes que nosotros lo hemos dejado todo y te hemos seguido. ¿Qué nos tocará a nosotros?. Jesús les respondió: “Les aseguro que en la regeneración del mundo, cuando el Hijo del hombre se siente en su trono de gloria, ustedes, que me han seguido, también se sentarán en doce tronos, para juzgar a las doce tribus de Israel.

Y el que a causa de mi Nombre deje casa, hermanos o hermanas, padre, madre, hijos o campos, recibirá cien veces más y obtendrá como herencia la Vida eterna. Muchos de los primeros serán los últimos, y muchos de los últimos serán los primeros.

Reflexión sobre el Evangelio del Día

Cuando decides hacer el bien muchas son las personas que se levantan en tu contra, quizás por envidia, o por maldad en su corazón, Jesús nos enseña en este hermoso evangelio que todos somos iguales, podemos tener Jefes o maestros que nos enseñan, pero a la hora en que Dios nos llame a su servicio todos somos iguales, nadie es más que nadie.

A Jesús lo persiguieron, lo ultrajaron, él era nuestro maestro ¿qué podemos esperar nosotros? sin embargo estos tiempos son muchos más fáciles predicar la palabra, no hay tanta persecución como en los tiempos de Jesús y sus discípulos, debemos aprovechar todo lo que podemos porque llegará el momento en el que el evangelio será neutralizado y será complicado poder expresarse libremente y ahí es cuando desearemos hablar de Dios y será muy tarde.

Dios tiene la voluntad de todo lo que pasa en la tierra, de hecho, la palabra de él dice que nada pasa en la tierra sin que Dios tenga su consentimiento, sabemos que segundo a segundo hay una lucha muy grande entre el bien y el mal, este mundo está gobernado por satanás y sus soldados; más Dios tiene mucho poder y en su momento lo neutralizará para siempre.

Es hermoso saber que Dios conoce todas las cosas, tiene el conteo de todas las estrellas del cielo, conoce cada uno de nuestros cabellos, nos escogió desde el vientre de nuestra madre, fue nuestro creador, y día a día nos protege. Te invito en esta hora que lo busques de todo corazón, quizás estás pasando una situación bastante complicada en este momento, pero Dios quiere decirte que te ama, que nunca te dejará solo, que aunque todo se vea mal al final todo estará bien, no dejes de confiar en tu milagro porque eso es lo que es Dios, un Ser de milagros, ¡Dios te Bendiga!

Oración del Día

Acto de fe

Padre amado, en este día te doy gracias por todas las

Maravillas que me ofreces y por darme la oportunidad

De conocerte, por ser tan fiel y amoroso conmigo

Hoy quiero darte inmensamente gracias por cada una de las cosas que has hecho por mí,

Desde el vientre de mi madre me conociste

Has depositado un talento y un fruto del espíritu en mí para darte gloria

Me humillo ante tu presencia reconociendo que eres mi Dios

Nada pudiera lograr si tú no vas delante de mí como poderoso gigante

Es por eso que quiero aceptarte como mi único Redentor,

Te daré gloria, honra y alabanza por siempre

Señor y Salvador, creo en tu palabra, creo en el Hijo y el Espíritu Santo,

Creo que tu voluntad que es buena, perfecta y agradable, amen.

Salmos 46:1-11

Dios es nuestro amparo y fortaleza,
Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones.

Por tanto, no temeremos, aunque la tierra sea removida,
Y se traspasen los montes al corazón del mar;

Aunque bramen y se turben sus aguas,
Y tiemblen los montes a causa de su braveza. Selah

Del río sus corrientes alegran la ciudad de Dios,
El santuario de las moradas del Altísimo.

Dios está en medio de ella; no será conmovida.
Dios la ayudará al clarear la mañana.

Bramaron las naciones, titubearon los reinos;
Dio él su voz, se derritió la tierra.

Jehová de los ejércitos está con nosotros;
Nuestro refugio es el Dios de Jacob. Selah

Venid, ved las obras de Jehová,
Que ha puesto asolamientos en la tierra.

Que hace cesar las guerras hasta los fines de la tierra.
Que quiebra el arco, corta la lanza,
Y quema los carros en el fuego.

Estad quietos, y conoced que yo soy Dios;
Seré exaltado entre las naciones; enaltecido seré en la tierra.

Jehová de los ejércitos está con nosotros;
Nuestro refugio es el Dios de Jacob. Selah

(Visited 8 times, 1 visits today)

Deja un comentario